Piensa en verde!!!!!

Mi aitite me enseñó que hay que ser educado y agradecido. Así que lo primero que tengo que hacer… antes de seguir escribiendo el post… es agradecer a los chicos y chicas de Heineken por haberme dejado coger prestado su eslogan como título de este “postillo”.

Hace unos días, estuvimos comentando lo acontecido en el programa de Salvados, pero sobre todo, sobre lo acontecido DESPUÉS del programa de Salvados. Impulsados por el tsunami 2.0 que provocó la intervención de Guiller, un grupo de personas con el propio @guillerdorron y con  @pkaltzada a la cabeza han decidido dar un paso adelante y saltar desde el universo virtual 2.0 al mundo de los átomos y desencadenar un nuevo “maremoto” que llegue lo más lejos posible. Para ello, han tenido que buscar una correa de transmisión para trasladar la energía 2.0 a la que hace que se muevan los átomos… conseguir que los bits pasen a mover átomos… todo un reto. Muchas personas lo han intentado… y pocas lo han conseguido… Nadie como el propio Guiller para explicar el porqué, el cómo, el cuándo y el quién de la iniciativa así que os dejo el link al post en el que lo explica requetebién.

La famosa correa de transmisión y la forma de visualizar esa e-energía llena de twits, seguidores, amigos… no es más que llevar una pulsera verde. Es cierto que no es una idea rompedora, innovadora ni original. Ya ha habido muchas pulseras desde aquella amarilla que inventó el mismísimo Lance Armstrong y algunas verdes como los legítimos dueños del slogan que me han prestado como título de este post… pero si creo que es un buen y fácil ejemplo con el que visualizar el apoyo al conocimiento frente al ladrillo, a la inversión frente a recorte y al futuro frente al presente.

Yo no he sido mucho de símbolos ni adornos. Solamente hay tres cosas que llevo habitualmente y que podrían configurar un triunvirato de símbolos. El primero es el reloj, algo inevitable ya que vivimos bajo el yugo del tiempo y mientras alguien no consiga llevarle la contraria a Einstein… El segundo es el móvil… mi verdadera oficina andante. Me persigue de forma implacable pero, por suerte para mí y al contrario que el tiempo, se puede apagar. El tercero es un fósil que heredamos de los mercenarios croatas allá por 1660… y que en realidad sirve para limpiar CD y DVD… la corbata. Así que yo no voy a llevar una pulsera verde pero si voy a llevar un lazo verde en la solapa, igual que aquel azul que llevamos a nuestro pesar durante largo tiempo y que afortunadamente nuestros hijos e hijas no tendrán que llevar jamás. También le pondré una cintitas verdes a la antena de mi coche… al fin y al cabo… ¿qué es un coche sino el resultado exitoso de un largo proceso de I+D+I? Algunas antenas tendrán que hacer sitio para dar cabida a las cititas verdes y permitir que convivan con otras roji-blancas o naranjas que se ven habitualmente… pero seguro que hay sitio para todas y para que convivan en paz y armonía agitándose alocadamente mientras el coche transita por nuestras carreteras.

Solamente me queda animar a las personas, habitantes del mundo de los pequeños y visitantes de nuestro pequeño blog, a que se hagan eco de la iniciativa y que lancemos a los cuatro vientos un grito que prime al conocimiento frente al ladrillo, a la inversión frente a recorte y al futuro frente al presente.

      Pongamos algo VERDE en nuestro presente…

…y tendremos un futuro menos NEGRO!!!

 

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en Ciencia, Empresas, Esperanza, Innovación, pymes, Tecnología. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s